Filmoteca presenta dos títulos clásicos de Román Viñoly Barreto

Fernando Martín Peña y Roger Koza encienden el proyector para iluminar el cine de colección de todo el mundo y todos los tiempos en la decimosexta temporada de “Filmoteca, temas de cine”. Un viaje incomparable que tiene pantalla en la Televisión Pública de Argentina durante las trasnoches de los fines de semana.

Este ciclo ofrece en las trasnoches del fin de semana, filmes clásicos y modernos, consagrados y ocultos, célebres y olvidados, ajustándose o apartándose totalmente del canon. Como siempre, hay hallazgos inéditos, detalles desconocidos de cada obra, el contexto de su producción y su aporte al género en que se inscribe, el recorrido artístico de su director y los artistas que participan e información única.

Este fin de semana la programación estará dedicada al cineasta uruguayo Román Viñoly Barreto, del que se verán dos películas clave: La bestia debe morir con los míticos Narciso Ibáñez Menta y Laura Hidalgo y El vampiro negro, la remake de M que protagonizaron Olga Zubarry y Roberto Escalada.

Programación:

Sábado 17 de septiembre:
– “LA BESTIA DEBE MORIR” (1952), de ROMÁN VIÑOLY BARRETO. Con Narciso Ibáñez Menta, Guillermo Battaglia, Laura Hidalgo, Milagros de la Vega, Nathán Pinzón, Ernesto Bianco. Sobre la novela de Nicholas Blake.
La legendaria exigencia de calidad artística que imponía Ibáñez Menta a sus films (y a todo otro trabajo suyo) encontró un receptor ideal en Viñoly, que pudo desplegar así sus más potentes recursos formales. Desde el comienzo instala un clima de crispación en una discusión familiar que sirve para caracterizar cruelmente a sus protagonistas. Luego se introduce en la conciencia de un padre que busca vengar a su hijo, muerto por un automovilista que se ha dado a la fuga. La invención de un final místico-religioso, ajeno al espíritu de la novela (pero muy próximo a Viñoly), no mitiga el valor del filme, uno de los más importantes policiales del cine argentino.

Domingo 18 de septiembre:
– “EL VAMPIRO NEGRO” (1953), de ROMÁN VIÑOLY BARRETO. Con Olga Zubarry, Roberto Escalada, Nathán Pinzón, Nelly Panizza.
Esta insólita remake argentina del clásico de Lang contiene trabajos memorables de Pinzón y Zubarry (más hermosa que nunca) y se permite algunas interesantes variaciones sobre el original, la más audaz de las cuales es transformar al comisario protagonista en un paralelo del asesino, ya que él también está condicionado por la represión sexual y el deseo insatisfecho. Además de la elocuencia visual de Viñoly Barreto, que en otros films suyos indagó en estas y otras oscuridades, el filme se benefició de la participación de dos de los mayores directores de fotografía de la historia del cine argentino: Aníbal González Paz, que hizo verdaderos prodigios con el blanco y negro, y Alberto Etchebehere, que fue uno de los autores de la adaptación.

Podría interesarte

Escribe un comentario

No publicaremos tu mail