Jan Švankmajer: “Durante el proceso creativo me gusta dar lugar a la improvisación”

La leyenda del cine checo y de la animación, Jan Švankmajer, volvió al Festival de Cine de Róterdam para presentar el estreno mundial de su película más reciente, Insect, que también marcará el final de su carrera. Una compañía de teatro amateur intenta montar una obra basada en “From the Life of the Insects“, que sirve como pretexto para realizar una “sátira ingeniosa y fantástica en el teatro, el cine, los sueños y todo lo que hace a los humanos ser humanos”. En el marco del IFFR habló de Insect, la misantropía y la censura de la que viene acompañado el capitalismo.

ENTREVISTA (Realizada por Martin Kudláč para Cineuropa)

¿Por qué has decidido utilizar la obra From the Life of the Insects de los hermanos Čapek en su última película, Insect? También mencionó a Franz Kafka en relación a ella…
Jan Švankmajer: Utilicé el modelo del segundo acto de su obra, The Predators, para contar la historia de unos actores amateurs ensayando una obra. No es una adaptación de From the Life of the Insects. Mencioné a Franz Kafka principalmente con el objetivo de tomar la película con imaginación, contrariamente a la imagen alegórica evocada por los hermanos Čapek. La metamorfosis ocurre en la película cuando un actor o actriz encarna en su personaje perfectamente. Creo que la misantropía juvenil de los hermanos Čapek es utilizable. Fueron atacados por los críticos de la época debido a ella y reescribieron el final bajo presión, optando finalmente por un resultado más optimista. En la película, juego con esa falta de seguridad.

Ha dicho que From the Life of the Insects es una obra misantrópica y que su guion profundiza dicha misantropía. ¿Se relaciona directamente a la alegoría de los humanos como insectos?
La misantropía aun es relevante para la evolución de la humanidad. Temo que no era la primera vez que se comparaba a los humanos con los insectos cuando los hermanos Čapek escribieron la obra. La comparación es bastante obvia.

(El capitalismo) no te prohíbe hacer nada en sí, sólo impide que obtengas fondos para tu proyecto

Insectes un híbrido entre la acción en vivo, la animación y el género de las películas sobre otras películas. ¿Por qué decidido incorporar la película sobre otra película?
Es una película que utiliza los aspectos de la acción en vivo, la animación y el género de las películas sobre otras películas como medios de expresión. La creación de una cierta totalidad subversiva que demuestre el estado de la civilización. La forma final de la película cobró vida en la sala de montaje. Me gusta dar lugar a la improvisación en el proceso creativo durante el mayor tiempo posible. Escribí el guion de un modo similar. De la misma manera que los textos automáticos se originan sin ninguna racionalidad o control moral. Es sólo a través de esa técnica que los grandes artistas evitan la tentación mesiánica de rectificar, advertir, mejorar o cultivar la humanidad. Está prohibido. Léase Freud.

Ha dicho que la censura durante el régimen checoslovaco lo llevó a ser más ingenioso y pensar simbólicamente. ¿Cómo se siente, luego de esa experiencia, trabajar con absoluta libertad?
Prefiero verlo como que la censura me “forzó” a ser ingenioso, a expresar mis sentimientos y protestar de manera encubierta, tal vez así también con imaginación. De todos modos, muchos libretos nunca dieron fruto. Insect fue rechazado por razones ideológicas en los setenta. Por supuesto, el capitalismo manipula la censura de un modo muy débil en comparación con el estalinismo. No te prohíbe hacer nada en sí, sólo impide que obtengas fondos para tu proyecto. Si echas un vistazo a mi filmografía, verás que sólo realizamos largometrajes cada cinco o seis años. No porque seamos “impotentes” artísticamente, sino porque conseguir financiación para un nuevo proyecto requiere de cinco a seis años. Y se está haciendo más difícil. La civilización necesita de la cultura masiva para entretener a las masas antes de que éstas sean ahuyentadas nuevamente a la línea de producción. Y la publicidad es necesaria para empujar a las personas hacia el consumismo mayor. Si la publicidad fallara en su función y la gente dejara de consumir bienes innecesarios, la civilización colapsaría. Y no queremos esa combinación.

CRÍTICAS

A pesar de declarar que la película no tiene un propósito moral Švankmajer desarrolla una reflexión compleja sobre la cinematografía moderna. (Roberto Oggiano, para Cineuropa)

Švankmajer siempre ha estado fascinado por el lado repulsivo y animal de la naturaleza humana. Así que este juego misantrópico en el que “los insectos se comportan como seres humanos y las personas se comportan como insectos” parece ser una buena opción para su visión. Aun así, algunas de las imágenes son inquietantemente salvajes. (Wendy Ide, para Screen Daily)

Podría interesarte

Escribe un comentario

No publicaremos tu mail